Revista con la A

25 de septiembre de 2020
Número coordinado por:
Bethsabé Huamán y R. E. Toledo
71

Hispanas en Estados Unidos

Megan Rapinoe, campeona más allá de la esfera futbolística

Megan Rapinoe, celebrando un gol durante el Mundial 2019. Foto: Le figaro

El verano 2019 fue marcado a nivel deportivo por el Mundial femenino de fútbol en Francia y la victoria del equipo americano. Además de grandes deportistas, el público ha descubierto una futbolista cuya personalidad ha seducido más allá de la esfera deportiva.

Esta futbolista se llama Megan Rapinoe, es americana, tiene 34 años, es co-capitana del equipo nacional de los Estados Unidos y fue, sin duda, una de las personalidades más destacadas de este año 2019.

Además de su talento indiscutible de futbolista, son su personalidad y sus convicciones personales y políticas las que explican un entusiasmo mediático tan importante. Figura feminista, lesbiana asumida y opuesta a la política de Donald Trump, Megan Rapinoe, con su pelo rosa, ha conquistado el corazón de numerosas personas, incluso el de quienes no se interesan por el fútbol.

Megan Rapinoe rechaza cantar el himno americano. Foto. Le figaro

En 2012, fue una de las primeras jugadoras en hacer su coming-out, justo antes de los Juegos Olímpicos en Londres, donde ganó con su equipo el oro olímpico. Cuatro años después, en 2016, fue la primera deportista en unirse al movimiento de boicot del himno americano, lanzado el mismo año por Colin Koepernick, para protestar en contra de las violencias policiales contra la población negra. Durante el Mundial 2019, siguió con el boicot al himno para mostrar su oposición a la política del presidente Trump.

Además de no querer cantar el himno americano, Megan Rapinoe declaró también que, en caso de ganar el Mundial, ella se negaría en acudir a la Casa Blanca, como se suele hacer con los deportistas que ganan un título tan prestigioso. Ella había declarado: “I’m not going to the fucking White House” antes de declarar que tenía dudas sobre el hecho de que fuesen invitadas. Como suele hacerlo, Trump reaccionó con un tweet escribiendo que Megan debería primero ganar antes de hablar. Megan y su equipo ganaron el Mundial pero Trump renunció a invitarlas.

Megan Rapinoe recibiendo el Balón de oro, el 2 de diciembre 2019. Foto:France 24

El 8 de marzo de 2019, día internacional de los derechos de las mujeres, Megan formaba parte de las 28 jugadoras americanas que denunciaron contra la Federación americana de fútbol por discriminación de género, denunciando la brecha salarial entre los jugadores y las jugadoras de fútbol. Aprovechó también el Mundial en Francia y de su fama para expresarse sobre estos temas que tanto le importan: igualdad de género y lucha contra los derechos de las personas LGTBI.

Megan Rapinoe y su pareja, Sue Bird. Foto: Out Sports

Este mundial fue también excepcional para ella a nivel deportivo porque, además de ser campeona del mundo con sus compañeras, Megan fue designada mejor jugadora y mejor goleadora del campeonato. El 2 de diciembre, Megan Rapinoe ganó también el Balón de oro 2019, el segundo Balón de oro femenino de la historia, después de Ada Hegerberg en 2018 (ver artículo https://conlaa.com/el-primer-balon-de-oro-femenino/).

A nivel personal, Megan Rapinoe comparte su vida con Sue Bird, famosa jugadora de baloncesto en WNBA y también campeona del mundo con el equipo nacional americano. Las dos mujeres anunciaron públicamente su relación en el año 2017, convencidas de la importancia de no ocultarlo para ayudar a muchas personas y

Megan Rapinoe y Leisha Hailey (Alice en la serie The L word: Generation Q). Foto: Out

romper al mismo tiempo con muchos estereotipos que encierran las personas homosexuales. Y desde entonces, las dos mujeres se han convertido en un emblema de la causa LGTBI. Viven en Seattle, donde juega Megan Rapinoe en el Reign FC y Sue Bird, en el Seattle Storms.

Y como si hiciera falta comprobar su fama en el mundo LGTBI, los y las fans de Megan Rapinoe tuvieron el placer de verla, hace algunas semanas, en el tercer capítulo de la serie The L word: Generation Q, en la que hace una aparición desempeñando su propio papel en el show de Alice Pieszecki (interpretada por Leisha Hailey).

 

REFERENCIA CURRICULAR

Agathe Ripoche es titular de un máster de Estudios Hispánicos en Francia (Clermont-Ferrand) y de un máster de Igualdad de género en la universidad Complutense de Madrid. Le interesa mucho el deporte femenino. Convencida de que el deporte debe ser tanto femenino como masculino, está involucrada en este tema para que poco a poco cambien las mentalidades. Ha creado un blog, titulado Balle de sexisme, para informar y denunciar el sexismo y las discriminaciones que sufren las mujeres.

This page as PDF :: VERSIÓN EN PDF
Share
NO es NO - Feminismo. Ni un paso atrás - #sinconsentimientoesviolación

Asociación Con la A

Cartas a la Directora

Envíanos tus opiniones, comentarios, propuestas, quejas y sugerencias ...

COMENTAR